Decálogo para ver una Semana Santa sin problemas con los pies

pies calzados07/04/2017

La Semana Santa es una celebración que no sólo la viven los que participan dentro de las hermandades, sino que muchas personas participan en ella viendo procesionar sus imágenes preferidas. Para algunos, asistir a procesiones interminables se convierte en un verdadero calvario para sus pies. Para intentar evitar los problemas con los pies, la podóloga de Hospital Vithas Nisa Sevilla, Beatriz Hernáez, nos ofrece una serie de consejos.

  • Visitar al Podólogo para revisar nuestros pies.
  • Mantener un corte adecuado de uñas y la piel hidratada.
  • Lavar nuestros pies evitando baños prolongados y secar el espacio entre los dedos. (No hacerlo antes de las procesiones para que los pies estén secos).
  • Comprar el calzado varios días antes teniendo en cuenta el clima, acomodarlos a nuestros pies y no estrenarlos el día de la procesión.
  • El calzado de caballero debe tener suela flexible, gruesa, transpirable y sujeto al empeine.
  • El calzado de señora debe ser flexible, transpirable, de base ancha. Evitar puntera estrecha y tacón no superior a 4 centímetros.
  • Utilizar calcetines de fibras naturales como algodón, lino…
  • En paradas prolongadas es aconsejable cambiar la posición de los pies y realizar pequeños movimientos en círculo con cada pie.
  • Cuando volvamos de las procesiones, y para aliviar los pies hinchados, realizamos baños de contraste empezando por agua tibia y finalizando con fría.
  • Posteriormente mantenemos los pies elevados y masajeamos desde los dedos hacia el talón.

secciones: podología