10 años de hemodinámica y cardiología intervencionista en Hospital Vithas Nisa Sevilla

16/2/18

El servicio de Hemodinámica y Cardiología Intervencionista del Hospital Vithas Nisa Sevilla cumple 10 años también. Y en esta década ha ido sumando logros impulsados por el esfuerzo de los profesionales sanitarios, buscando siempre un bienestar para las personas.

El Servicio de Hemodinámica del Hospital Vithas Nisa Sevilla comenzó a funcionar en 2007 de la mano del Dr. Fournier Andray, que decidió quedarse en este Hospital “por la calidad de las nuevas instalaciones”. “Desde el primer momento se planteó como prioritario la atención urgente al infarto agudo de miocardio, para lo cual se formó un equipo de varios cardiólogos y hemodinamistas (IAM). El Dr. Fournier realizó los primeros cateterismos. Posteriormente se incorporó el Dr. Vizcaíno Arellano; juntos comenzaron a centrarse en la atención urgente al IAM. Hoy, este servicio se completa con 7 enfermeros, 3 técnicos de rayos y 2 auxiliares de enfermería.

Desde 2011 el servicio funciona las 24 horas, 365 días al año, “atendiendo sobre todo en alerta al IAM con el tratamiento de angioplastia primaria. Un abordaje que ha demostrado ser el más eficaz, tanto para la supervivencia del paciente infartado, como para reducir al máximo la extensión del infarto, y mejorando por tanto el pronóstico del paciente infartado, tanto en su supervivencia como en su calidad de vida”.

CARTERA DE SERVICIOS

A lo largo de esta década la cartera de servicios de Hemodinámica, que se encuentra bajo el paraguas del Área de Cardiología que dirige el doctor Antonio Castro, ha ido evolucionando. En la actualidad se incluye todo lo referente al tratamiento de la enfermedad coronaria, tanto en paciente agudo con infarto de miocardio, como en paciente con enfermedad crónica. También el paciente con enfermedad muy evolucionada como el paciente multivaso, con afectación de varias coronarias y con pocas posibilidades de revascularización con cirugía cardíaca. También se incluye al paciente estructural, entendiendo a este paciente como el paciente con enfermedad cardíaca sin afectación de las coronarias, entre los que incluimos los pacientes con enfermedad de la válvula aórtica con sustitución de la misma a través de un catéter (TAVI) en colaboración con el equipo de cirugía cardiovascular; y el tratamiento de la válvula mitral con valvuloplastia de la misma (apertura con balón de la estenosis mitral con catéter).

Así mismo, se abordan las insuficiencias de válvulas protésicas con el cierre de “leaks” periprotésicos con catéter, que son las fugas de válvulas protésicas implantadas en cirugía cardíaca, que no tienen posibilidad de nueva cirugía por su alto riesgo o por la complejidad de la misma cirugía.

El Servicio de Hemodinámica y Cardiología Intervencionista también trata las alteraciones congénitas de la aorta y del corazón, como son el cierre de defectos del tabique interauricular o el cierre de comunicaciones interauriculares y de foramen oval permeable con catéter; y el cierre de la orejuela de la aurícula izquierda en pacientes con imposibilidad de anticoagulación para prevenir el infarto cerebral, o embolias por coágulos originados en el corazón a nivel de la aurícula izquierda en otras localizaciones.

Según afirma el doctor Vizcaíno, también se tratan las coartaciones de aorta con stent, por medio de catéter, en pacientes que presentan desde nacimiento una estenosis en la arteria aorta.

El doctor Fournier resalta la estrecha labor de la Unidad de Cuidados Intensivos, que dirige el Dr. Sánchez Olmedo, pues gracias a su labor “es posible contar con una asistencia excelente en las primeras horas del  intervencionismo percutáneo, lo que ha permitido hasta hoy que la incidencia de complicaciones en relación con el procedimiento sea mínima”.

Las necesidades de hemodinámica se mantienen por encima del 10% de los ingresos, así en 2016 14% ingresos precisan hemodinámica, en 2015 10% y en 2014 11.5%

secciones: cardiología