Disfruta del verano…¡pero que tu báscula no lo note!

Sobrepeso7/6/18

Chiringuitos, playa, piscina, horarios abiertos… El descanso asociado a las vacaciones de verano llega muchas veces acompañado de cierto desorden en horarios y comidas. Sin embargo, conviene no perder de vista que las fórmulas rápidas de “llenar el estómago con cualquier cosa” pueden traducirse en un aumento de 2 o tres kilos a la vuelta.

La Dra. Dolores Gurrea del Hospital Vithas Nisa 9 de Octubre aconseja evitar, tanto para papás y mamás como para los más pequeños, los siguientes hábitos para sobrevivir al verano sin una ganancia de peso:

  • El consumo de bollería industrial y embutidos.
  • “Picar” entre horas o después de cenar.
  • No desayunar, o desayunar poco.
  • Consumo de bebidas hipercalóricas (colas, zumos azucarados, etc.), que en la mayoría de casos tan sólo aportan calorías vacías.
  • Comer por aburrimiento.
  • Ver televisión y/o pasar tiempo con dispositivos móviles
  • Consumo de alimentos precocinados ricos en grasas saturadas.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), hoy hay tres veces más obesos en Europa que hace veinte años. Este alarmante aumento de la obesidad ha empujado a las autoridades sanitarias europeas a desarrollar importantes labores de investigación en torno a la enfermedad. Dieta hipercalórica y falta de actividad física aparecen siempre como culpables indiscutibles.

secciones: endocrinología