El tratamiento del juanete

JAVIER FERRER, PODÓLOGO. SERVICIO DE PODOLOGÍA Y CIRUGÍA DEL PIE / HOSPITAL NISA VALENCIA AL MAR

01/10/2012

Un juanete es la desviación del primer metatarsiano hacia el lado interno del pie y una desviación del 1er dedo hacia afuera de éste, asociado a una prominencia ósea de la 1ª articulación metatarsofalángica. Constituye una de las patologías más comunes del pie y el término médico por la que debemos conocerla es Hallux Abductura Valgus.

Javier Ferrer, podólogo.

Javier Ferrer, podólogo.

El juanete es el extremo redondeado del hueso del primer metatarso (el hueso justo detrás de la articulación del dedo gordo del pie) que se disloca lentamente hacia el ladointerior del pie. A medida que el dedo gordo se disloca hacia el segundo dedo, el primer metatarsiano sobresale en la dirección opuesta, hacia el lado interno del pie, y en casi todos los estadíos existe una protusión óseas a nivel medial de la articulación.

Este problema no siempre es doloroso, pero puede serlo si la deformidad es lo  suficientemente grande, las actividades son lo suficientemente vigorosas, si los zapatos son demasiado apretados o los tacones son demasiado altos.

El dolor de esta patología es punzante y limitante. Es un dolor agudo en sus primeras etapas cuando la deformidad se está formado, cuando la luxación de la articulación comienza a ser incipiente, y pasa ser un dolor difuso por el antepié, con dolor punzante en las cabezas metatarsales 2ª y 3ª , asociada casi siempre a callos y durezas en esa misma zona.

Es un problema por lo general que se desarrolla lentamente a lo largo de varios años. En este tiempo, avanza la desviación del dedo gordo y el tamaño del juanete. El problema usualmente empieza de joven y avanza con el tiempo, por lo que resulta una deformidad lo suficientemente grande como para causar dolor al llegar a los 50 años de edad o más. Sin embargo, en ocasiones se puede ver que el problema avanza con más rapidez y se agranda lo suficiente como para causar dolor en la niñez tardía y al principio de la adolescencia, en estos casos se le denomina hallux adductus valgus juvenil.

ALTERACIONES EN LA MARCHA

Esta patología es derivada de una biomecánica anormal. Es decir, es una patología que va asociada a que el paciente anda mal, en muchísimas ocasiones metiendo el pie hacia adentro en su fase de despegue. Es lo que conocemos como pronación excesiva en la fase propulsiva. Un signo inequívoco de esta forma de andar es la formación de una dureza en la parte lateral interna del primer dedo del pie.

Por culpa de esta pronación excesiva el cuerpo debe adaptarse a ese cambio de fuerzas y es en ese momento cuando comienza la desviación.

Por ese motivo es fundamental acudir a la consulta del especialista para realizarse pruebas biomecánicas rutinarias y poder evitar esa adaptación del pie y ayudarle con soportes plantares.

No obstante, existen otros factores de causa y usualmente es una combinación de estos factores lo que finalmente determina si alguien desarrolla un juanete y la rapidez con la que avanza el problema.

Estos factores son:

> Herencia/ biomecánica anormal del pie y de la articulación del dedo gordo.

> Trastornos por artritis.

> Zapatos inadecuados, en especial si son apretados, puntiagudos y con tacón alto.

> Alteraciones musculotendinosas.

TRATAMIENTO CONSERVADOR

El tratamiento de esta patología pasa como casi todas las patologías del pie por un fase no quirúrgica en la que mediante soportes plantares, como hemos explicado antes, podemos evitar la adaptación del pie y que continúe la deformidad. Eso sí, nunca conseguiremos hacerla desaparecer. Simplemente evitaremos su evolución pudiendo en ocasiones evitar la cirugía, y de la misma forma evitar los síntomas por lo que el paciente suele acudir a la consulta: el dolor.

JuaneteEste tipo de tratamiento no quirúrgico que realizamos en el Hospital Nisa Valencia al Mar consiste en un estudio biomecánico realizado con las ultimas tecnologías de adquisición de presiones plantares y con registro de video en 2D, con el que podremos diseñar el soporte plantar.

Éste debe ir acompañado de zapatos adecuados: tener suficiente anchura en los dedos y estar hechos con materiales suaves en la parte superior. Los tacones altos deben evitarse.

Por otra parte, es aconsejable comprar los zapatos al final del día cuando más hinchados y susceptibles de presión están los pies, de esta forma no comprará ningún zapato que le apriete.

Acuérdese que además debe de tener cabida para las plantillas. Muchas son las marcas de zapatos y zapatillas que hacen que la plantilla del zapato sea extraíble. Así, si necesita llevar soportes plantares, sólo debe de sustituir una por las otras.

En ocasiones el juanete es excesivamente grande o el dolor articular del pie no se consigue aliviar con unos soportes plantares. Es entonces cuando debemos de buscar el tratamiento quirúrgico.

TRATAMIENTO QUIRÚRGICO

La cirugía que realizamos en estos casos en el Servicio de Podología y Cirugía del Pie del Hospital Nisa Valencia al Mar es ambulatorio, con anestesia local y tras la cirugía el paciente se va caminando.

Utilizamos, en la mayoría de los pacientes, cirugía de mínima incisión del pie. Es decir, cirugía poco invasiva con la que conseguimos corregir todos los elementos patológicos de la enfermedad, así como mantener el antepié funcional desde el punto de vista biomecánico, con una recuperación más reducida de 4 emanas y con apenas dolor postquirúrgico.

Con esta cirugía conseguimos realinear todas las desviaciones del juanete consiguiendo en la mayoría de los casos la eliminación del dolor y las causas del problema.