El procedimiento de litiasis por láser ofrece una solución rápida, efectiva y satisfactoria

pardo de aravaca madrid26/10/2017

El Hospital Vithas Nisa Pardo de Aravaca dispone de generadores de energía láser de última generación que hacen posible este tratamiento que permite al paciente retomar sus actividades diarias de forma precoz.

El tratamiento de la litiasis urológica ha cambiado radicalmente desde la introducción de la endourología, es decir, el abordaje a través de la vía urinaria, sin incisión. Pero, aunque se conseguía el acceso, aún faltaba el desarrollo de un sistema de fragmentación adecuado, por lo que la efectividad de la técnica no conseguía mejorar en cuanto a resultados.

Actualmente, el Hospital Vithas Nisa Pardo de Aravaca cuenta con los más avanzados generadores de energía láser, que permiten ofrecer a los pacientes un tratamiento que combina el abordaje endourológico de la litiasis con el láser: el ureteroscopio se introduce a través de la uretra y, una vez localizada la piedra, se utiliza el sistema de láser para fragmentarla in situ, facilitando su extracción.

El desarrollo de los sistemas y generadores de energía láser de última generación y el adecuado manejo de este sistema litotritor ha permitido a los Dres. Cabrera Castillo y Cáceres Jiménez, del servicio de urología del hospital, consolidar este tratamiento con láser como la primera opción terapéutica, obteniendo altas tasas de efectividad con el menor riesgo asociado posible.

La experiencia acumulada (los profesionales del servicio de urología del hospital llevan más de diez años realizando tratamientos de endourología), la formación persistente y el imparable desarrollo tecnológico de estos sistemas son los tres factores clave para conseguir una elevada tasa de eficacia terapéutica y seguridad para el paciente.

El láser holmio de última generación empleado en este tratamiento se caracteriza por generar una onda de choque relativamente débil pero efectiva: así, disminuye la movilización de la litiasis, lo que facilita el procedimiento endoscópico y minimiza o anula la posibilidad de lesiones térmicas de las estructuras vecinas.

Esta intervención está indicada como primera opción en pacientes con diagnóstico de litiasis localizada en uréter medio y distal. Se realiza con anestesia raquídea y el paciente suele ser dado de alta a las 24 horas o antes. La media de duración es de 95 minutos, aunque depende del tipo, dureza y localización de la litiasis, y la recuperación apenas genera molestias en el paciente.

El Hospital Vithas Nisa Pardo de Aravaca también cuenta con ureterorrenoscopios flexibles que permiten el tratamiento eficaz de litiasis localizadas en uréter proximal y pelvis renal.

secciones: urología